SIMULACIÓN Y SEGURIDAD DEL PACIENTE

En el campo de la atención de la salud, la simulación es una técnica para reemplazar o amplificar experiencias reales con pacientes por experiencias guiadas creadas artificialmente que evoquen o repliquen aspectos sustanciales del mundo real de manera completamente interactiva.

Cuando se habla de simulación,  suele pensarse en soluciones de alta tecnología, muy sofisticadas y caras. Sin embargo, hoy está demostrado que un novato puede beneficiarse mucho con un simulador muy sencillo o con ejercicios  que tengan la capacidad de enseñar las habilidades genéricas.

Campos de aplicación de la simulación en medicina

  • Para practicar y evaluar procedimientos técnicos
  • Para enseñar competencias clínicas
  • Para entrenar el trabajo en equipo

Etapas de la simulación

Las etapas de la simulación son tres:

  1. Adquisición de conocimiento del simulador(“briefing”)
  2. Resolución de un “caso problema” (simulación)
  3. Discusión sobre lo actuado (“debriefing”)

No por acumular experiencias uno se transforma en experto. El verdadero dominio se adquiere mediante una práctica reflexiva sobre el propio desempeño. Los ejercicios de simulación ofrecen una excelente oportunidad para hacer esto, permitiendo ajustar la complejidad de los procedimientos al nivel requerido y facilitando una práctica regular para tratamientos complejos.

Beneficios de la simulación

  • Disminuye riesgos para pacientes y profesionales
  • Se minimizan interferencias indeseadas
  • Las tareas y los escenarios pueden ser adaptados a la demanda
  • Las competencias pueden ser practicadas de manera repetida
  • El entrenamiento puede adaptarse a los distintos individuos
  • Facilita la retención de conceptos y la precisión de las maniobras
  • Facilita la evaluación de los participantes y permite visualizar mejor las necesidades educativas

 Tipos de simulación

  • Part-task trainers (simuladores de uso específico y baja tecnología). Ej: simuladores de partos, de intubación, de venopunciones)
  • Simuladores de cuerpo completo (que simulan aspectos anatómicos o fisiológicos)
  • Simuladores de tareas complejas (ej: de laparoscopía, de endoscopias, de hemodinamia)
  • Simulación de comunicación y trabajo en equipo (Ej: Team STEPPS)
  • Simuladores de realidad virtual
  • Simulación con pacientes estandarizados
  • Simulación in situ

Simulación de escenarios posibles (“modelado”)

VER ARTICULO COMPLETO