LAS 6 DIMENSIONES DE LA CALIDAD

La atención de la salud debe ser:

SEGURA: Reduciendo el daño innecesario asociado a la atención sanitaria hasta un mínimo aceptable.

CENTRADA EN LA PERSONA: Adoptando de manera sistemática y consciente la perspectiva del paciente para organizar los cuidados de salud. Respetando sus valores y preferencias.

EFECTIVA: Utilizando el conocimiento basado en la evidencia para limitar tanto la sobre/sub-utilización como el mal uso de los servicios diagnósticos y terapéuticos.

EFICIENTE: Evitando las pérdidas de tiempo, de insumos, de energía e ideas.

OPORTUNA: Garantizando que los pacientes accedan al procedimiento diagnóstico o terapéutico que necesitan en tiempo y forma

EQUITATIVA: Sin establecer variaciones en el estándar de atención en base a género, raza, localización geográfica o condición socioeconómica


Fuente: IOM Institute of Medicine (USA) “Crossing the Quality Chasm”, 2001)