EL CONSENTIMIENTO INFORMADO EN PSICOLOGÍA 

La relación médico-paciente encuadra una relación cuya evolución pasó desde un paternalismo hipocrático, hacia una relación basada en el respeto de las decisiones e intereses del paciente. Llegar a la autonomía del paciente, define el concepto de La Psicoterapia, en el que se destaca la elección o deseo de este paciente, en someterse a tratamiento una vez que se haya expuesto a los riesgos o diferenciaciones terapéuticas que lo deriven a estas intervenciones.

El Consentimiento Informado en la Psiquiatría, es un acuerdo que se aplica a causa de los riesgos que conllevan los distintos elementos terapéuticos ya sean: la terapia electroconvulsiva, la hospitalización, entre otras. Por otro lado, la psicoterapia en oposición a esto, es un tratamiento de alto impacto en la psiquis del paciente, del cual el Consentimiento Informado no forma parte lamentablemente.

El Consentimiento Informado debería ser obligatorio, ya que este da sustento por el respeto a la autonomía de las personas, por lo tanto este es totalmente válido cuando la persona que lo brinda lo hace por su propia voluntad conociendo los alcances que este tiene, es decir, que tiene una capacidad legal para consentir, decidir o informarse sobre la práctica de la que será parte.

¿Qué información debería darse?

  • Una evaluación de la enfermedad.
  • Duración y naturaleza del tratamiento propuesto.
  • Beneficios del tratamiento.
  • Tratamientos alternativos posibles.

Incluyendo los anteriores, también deberían de ser incluidos los honorarios; las situaciones de cobertura; los límites de la confidencialidad: entre otros.

VER ARTICULO COMPLETO