GESTIÓN INTEGRAL DE LA MEDICACIÓN

Con un número creciente de pacientes que viven con enfermedades crónicas, la optimización de la medicación se ha vuelto cada vez más importante para reducir la carga de morbilidad, mejorar los resultados de salud, disminuir los costos de la atención médica y mejorar la calidad de vida del paciente.

¿Qué es la Gestión Integral de Medicamentos (GIM)?

La gestión integral de medicamentos se define como el estándar de atención que garantiza que los medicamentos de cada paciente se evalúan individualmente para determinar que cada medicamento es apropiado para el paciente, eficaz para la afección médica, seguro dadas las comorbilidades y otros medicamentos que se toman, y que el paciente puede tomarlo según lo previsto.

La GIM incluye un plan de atención individualizado que logra los objetivos previstos de la terapia con un seguimiento adecuado para determinar los resultados reales del paciente. Todo esto ocurre porque el paciente comprende, está de acuerdo y participa activamente en el régimen de tratamiento, optimizando así la experiencia de medicación y los resultados clínicos de cada paciente. Es un enfoque centrado en el paciente desarrollado por un farmacéutico clínico en colaboración con el paciente y el médico.

¿Qué pacientes necesitan una Gestión Integral de la medicación?

  • Pacientes que no han alcanzado o no mantienen el objetivo terapéutico previsto.
  • Pacientes que experimentan efectos adversos por sus medicamentos.
  • Pacientes que tienen dificultades para comprender y seguir su régimen de medicación.
  • Pacientes que necesitan terapia preventiva
  • Pacientes que a menudo son readmitidos en el hospital.

Proceso de atención al paciente para una gestión integral de la medicación

1-Recopilar y analizar la información

2-Evaluar la información y formular una lista de problemas de terapia con medicamentos.

3-Desarrollar el plan de cuidados

4-Implementar el plan de atención

5-Seguimiento y monitoreo

Beneficios de la Gestión integral de medicamentos

  1. Evaluación de medicamentos
  2. Terapia personalizada
  3. Atención en equipo
  4. Compromiso del paciente
  5. Revisión continua del régimen terapéutico
  6. Mejores resultados
  7. Menor costo
  8. Mayor satisfacción

 

VER ARTICULO COMPLETO